27 oct. 2008

De vuelta!

Y de qué forma! jaja, este fin de semana fue muy muy productivo! Empezó el jueves, pero como todavía traía secuelas de la gripa, decidí entrenar muy suave, y de todas formas la tos no me dejó hacer mucho. El sábado, ya recuperado, fue un entrenamiento muy largo y pesado, pero que incluyó entrenar la ruta de los árboles que tanto me gusta, además combinamos ejercicios de mucha fuerza y resistencia, y una ruta...¡de media hora!

Entrenar en los árboles me ha parecido la mejor rutina tanto para trabajar técnica como físico desde que descubrí esa zona arbolada. Al recorrer una pequeña ruta se trabaja como en ningún otro lugar la propriocepción, el control, la fuerza, resistencia, potencia, fluidez, precisión, timing, improvisación, reacción... en fin, todas las habilidades que un traceur debería tener, esa ruta sí quiero documentarla en un videín, tal vez pronto lo vean por aquí.

El domingo fue un poco más tranquilo, pero mucho más técnico, estuve pensando y practicando sobretodo un salto de precisión que la última vez que había intentado me había dejado muy mal sabor de boca, y un tobillo medio torcido. Pero ayer fui, me paré en la barda, lo ví y se me hizo tan fácil que no hubo ni que pensarlo, simplemente salté y recibí con total calma, el control en la caída fue muy bueno y no sentí ningún esfuerzo extraño o excesivo en los tobillos o rodillas, lo cual me dice que fue una buena técnica y he recuperado la fuerza. El salto en sí no es muy grande, pero tiene mucho truco, sobretodo muchos distractores y diferentes niveles del piso, lo que hace que el tratar de definir claramente una perspectiva y relacionarla con la altura sea complicado.

También hubo aprendizaje, control de la adrenalina, del miedo, el no dejarse cegar e inmovilizar por estos, sino simplemente hacerse consciente de que están ahi, y usarlos como combustible para seguir adelante de forma fluida y segura, apesar de todo.

Me da mucho gusto ver cómo los entrenamientos del grupo son cada vez más fuertes y más productivos para todos, y sobretodo, que ya no ha habido lesiones, ni siquiera ampollas reventadas en un buen rato, lo que significa que estamos haciendo bien las cosas. Cada vez son más estructurados, menos pausados y más dinámicos, más fluidos. En cosa de dos semanas se ha notado la diferencia con todos, estoy muy emocionado de ver a dónde vamos a llegar.

Ahora, la otra parte del entrenamiento: el descanso! jaja

2 comentarios:

Bardo Javier dijo...

Tengo muy grabada una precisión que hiciste en donde nos visitaste, creéme sigue pendiente, espero que cuando regrese se vea con mucho más calma.

respecto a lo de la filosofía, lamentablemente así lo he visto en muchos teams, pero confió que con el tiempo se vayan documentando, si no, una solución hallaremos para ese asunto.

Un abrazo!

friX dijo...

pues a darle! yo también me acuerdo de esa pres, y está linda linda! la verdad está bien tranquila la recepción, pero hay que tener acostumbrados los pies a caer en bardas tan pequeñas, practica caer en ese filito muchas veces antes de saltar de la barda... Espero ir pronto a entrenar con ustedes otra vez! Fue un buen día aquel!